Mediante el Decreto 562 de 2020 se creó una nueva inversión obligatoria para los establecimientos de crédito.

Dejar una respuesta